Sorpresivamente este último viernes la Sra. Eroina Juana Rosado Mamani de Laura (55), se encadenó en el interior del Gobierno Regional Moquegua (GRM), exigiendo que se cumpla la sentencia judicial que ordena su reposición laboral.

La medida la asumió, luego que el Poder Judicial emitiera una resolución que dictamina su reposición, la cual se cumplió el jueves tras el plazo dado de 5 días.

“Yo me presente ante el jefe de Personal, pero no me hizo caso y no me atendió, por esta razón tome la decisión de encadenarme, pero ningún funcionario del GRM se acercó, porque al parecer no les interesa”, refirió.

La mujer, quien es madre de 3 hijos, dio a conocer que laboró 4 años en la institución y como la despidieron en enero, llevó a cabo el proceso judicial y lo ganó, incluso el procurador José Vergaray emitió un memorándum ordenando que la repongan en su puesto de trabajo, sin embargo, el jefe de Personal no le hace caso.

Este hecho fue comunicado hace 15 días al gerente general del Gobierno Regional, quien se comprometió atender su problema, pero hasta el momento no se concreta.

De igual modo, puso de conocimiento con los respectivos documentos al gobernador regional Prof. Zenón Cuevas, quien le dijo que no tenía conocimiento al respecto, comprometiéndose a conversar con el jefe de Personal.

“Si no hay una solución voy a seguir encadenada. Quiero que venga el jefe de Personal y se comprometa conmigo, firmemos un acta para ingresar a mi puesto de trabajo y me retiro”, concluyó.

MANDATO JUDICIAL

La trabajadora cuenta con Resolución Judicial de fecha 13 de marzo del 2019, donde se resuelve requerir al Gobierno Regional cumpla con “reponer” a la denunciante en su puesto de trabajo como personal de limpieza, perteneciente a la oficina del Programa de Mantenimiento de la Infraestructura de Limpieza y Resguardo.

Anuncios

Deja un comentario