El gobernador Elmer Cáceres Llica convocó a la reunión y dejó esperando sin explicación a los integrantes de la Instancia Regional de Lucha contra la Violencia a la Mujer. En este encuentro se había previsto aprobar el Plan Estratégico para erradicar los casos de violencia en la región Arequipa.

La importancia de este instrumento de gestión permitiría a la región encaminar acciones para prevenir la violencia. Los participantes hicieron hincapié en su necesidad, debido a que Arequipa es la segunda región a nivel nacional con más casos de violencia contra la mujer.

El encuentro se fijó para las 10 am. en el auditorio de Pedro Paulet del Gobierno Regional de Arequipa, pero Elmer Cáceres Llica no se hizo presente. Después de una hora, los asistentes, entre ellos el presidente de la Junta de Fiscales de Arequipa, Franklin Tomy y el defensor del Pueblo, Ángel María Manrique, se levantaron de sus sillas y se retiraron muy fastidiados.

La inasistencia del gobernador puede costarle denuncias administrativas y penales por desacato a la norma, señalaron las autoridades asistentes. Pero también se le puede iniciar un proceso de vacancia en caso incurra en tres inasistencias, según la Ley 30364.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here