El caudal del río Chili, que cruza la ciudad de Arequipa, registra 163 metros cúbicos por segundo, situación que ha puesto en alerta a las autoridades y a las tres mil personas que viven cerca de las riberas del río, informó José Vásquez Allasi, subgerente de Gestión de Riesgos de la municipalidad provincial.

La alerta fue lanzada luego que la represa de Aguada Blanca empezara a rebosar debido a que alcanzó el total de su capacidad de almacenamiento.

En cuestión de horas el caudal del río Chili se incrementó de 15 metros cúbicos por segundo a 90 y 130 metros por segundo, hasta alcanzar ayer, 163 metros cúbicos, lo que pone en riesgo a la población.

El responsable de la entidad realizó en horas de la mañana de ayer una inspección a lo largo del río Chili, desde el puente Bajo Grau (ubicado a unas cuadras de la Plaza de Armas de la ciudad), y también los puentes San Martín y Fierro.

En la zona constató que estos viaductos aún pueden ser transitados. Sin embargo, advirtió que el paso vehicular podría ser suspendido si el caudal del río Chili se incrementa en las siguientes horas.

DAÑOS POR LLUVIAS

Respecto a la evaluación de daños dejados por las lluvias desde el 7 de febrero, el subgerente de Gestión de Riesgos dijo que estas afectaron 245 viviendas y 3,800 metros de vías.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here